La Pareja desde las Constelaciones Familiares: leyes sistémicas


“La Pareja se forma con dos seres adultos que se pueden miran de igual a igual. Ninguno es más grande o pequeño que el otro. Y ambos tienen la mejor familia”.

Los Órdenes del Amor descubiertos por Bert Hellinger establecen las bases para la correcta relación en la pareja. Estar en sintonía con estos órdenes significa establecer en el nuevo sistema el orden correcto, la adecuada pertenencia y el buen dar y recibir. La felicidad y el amor fluyen.
En la formación de una pareja intervienen leyes sistémicas:
  1. Para formar un nuevo sistema es necesario abandonar el sistema previo. Si estoy ‘embrollado’ en mi sistema de origen será muy difícil formar una pareja que perdure en el tiempo.
  2. La jerarquía. El que llegó primero, viene primero. Esto tienen sentido sobre todo en las parejas previas. El primer esposo/a SIEMPRE será el primero. Si el segundo deseo ocupar su lugar o ser el primero, esa relación tienen poca chance de perdurar en el tiempo.
  3. Compensación: dar y recibir. Si doy y recibo la pareja tiene posibilidades. Si uno da más que el otro se pierde el equilibrio y la pareja comienza a deteriorarse. La compensación aplica tanto para lo ‘bueno’ como lo ‘malo’.